Lun. Feb 26th, 2024

    Grifols contraataca. La farmacéutica catalana emprenderá acciones legales contra Gotham City Research por el informe que hundió este martes a la empresa en Bolsa e hizo desaparecer 2.200 millones de euros de su capitalización en una sola jornada. El documento, en el que el fondo bajista acusaba a la firma de maquillar sus cuentas para ocultar deuda y que su valor real es cero, ha causado un “importante daño, tanto financiero como reputacional”, afirma Grifols en un comunicado esta mañana y en el que vuelve a defender la integridad de sus cuentas.

    Las acusaciones del controvertido hedge fund, que en España es conocido por provocar la bancarrota de la operadora de wifi Gowex en 2014, provocaron un huracán en la cotización de Grifols que, aun este miércoles, daba coletazos. El valor ha abierto la sesión, tras el desplome del 26% de la víspera, con subidas de hasta el 4%; poco después, ha vuelto a caer casi otro 4% y, tras el anuncio de que la empresa iba a llevar a Gotham ante los tribunales, el valor ha rebotado a media mañana con una subida superior al 2% de Grifols, que desarrolla medicamentos derivados del plasma y está controlada en un 30% por la familia propietaria.

    La ofensiva de Gotham City, un controvertido fondo especializado en hacer negocio apostando por desplomes bursátiles, contra Grifols se centra en la deuda de la empresa, a la que acusa de “manipular” sus informes financieros para reducir “artificialmente” su endeudamiento a la mitad al incrementar el resultado operativo con una maniobra contable. En concreto, Gotham critica por “engañoso” que Grifols consolide completamente en sus cuentas los resultados de dos sociedades, BPC Plasma y Haema, desde 2018 a pesar de que en ese año las vendió a Scranton Enterprises, vehículo inversor de la familia Grifols que tiene un 8,4% de la farmacéutica. Así, las cuentas de las mencionadas dos sociedades son consolidadas tanto en los balances de Grifols como en los de Scranton Enterprises, que tiene su sede fiscal en los Países Bajos.

    La empresa catalana salió ayer en defensa de sus cuentas con un detallado comunicado tras una reunión del Consejo de Administración. Integrantes de la Comisión de Auditoría de la firma del Ibex tenían previsto realizar este miércoles una ronda de llamadas con inversiones y analistas para explicar la situación y frenar la sangría bursátil. Grifols defiende que cumple las normas contables porque, en realidad, sigue teniendo poder sobre las dos sociedades vendidas a Scranton, al mantener una opción de compra “susceptible de ser ejercitada” y la capacidad financiera para llevarla a cabo.

    “Consecuentemente, la venta de las entidades no da lugar a una pérdida de control, motivo por el cual las entidades se continúan consolidando, registrándose como una transacción de patrimonio sin impacto alguno en la cuenta de pérdidas y ganancias consolidada”, afirma. Además, sostiene que la relación entre Grifols y Haema y BPC Plasma es muy estrecha: “En virtud de un contrato de gestión, Grifols continúa con la gestión de los centros de plasma” y “compra todo el plasma que se obtenga en estas sociedades”.

    Sigue toda la información de Economía y Negocios en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal

    La agenda de Cinco Días

    Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.

    RECÍBELO EN TU CORREO